Embajador Popolizio cortó cabeza súper rápido el 2018

Jue, 11/10/2022 - 18:26 -- herbert
Herbert Mujica Rojas
Señal de Alerta-Herbert Mujica Rojas
11-11-2022
 
 
Embajador Popolizio cortó cabeza súper rápido el 2018
 
Como canciller, Néstor Popolizio, mostró en 2018, una celeridad impresionante y fulminó, denegando apelación, al ex jefe de la Misión en Israel, embajador Fortunato Quesada. Con su conocimiento y el de Hugo de Zela, se había producido el escándalo mediático en Lima, coordinado por Boza y ayuda de Rubín.
 
El diplomático Néstor Popolizio fue ascendido, años atrás, de ministro a embajador aun cuando estaba procesado por desvío ilegal de fondos y su confesión de haber recogido en mayo de 1998, la enorme suma de US$ 541,000 del SIN, Servicio de Inteligencia Nacional.
 
Pertinente recordar al mandamás del SIN: Vladimiro Montesinos Torres.
 
Un caso aún más grave y también con un embajador, Javier Prado, ocurrió el 2020 en Nueva Zelanda.
 
Y, para enriquecer la entrega, es bueno establecer un paralelo con el capítulo que tratara a la velocidad del rayo, Néstor Popolizio.
 
Caso Javier Prado:
 
-En noviembre 2020 salen en la television de Nueva Zelanda, las denuncias contra el embajador Prado y señora. 
-El 12-4-2021 se abre proceso disciplinario a Prado por el viceministro Higueras su compañero de promoción, a más de cuatro meses después del escándalo.
-El 19-7-2021 termina el proceso disciplinario y el 17-8-2021 se le sanciona con 45 días de suspensión para, después, retornar a Perú alejado del puesto.
 
Caso Fortunato Quesada: 
 
-Escándalo mediático en Perú 17-6-2018. 
-El 18-6-2018 canciller Popolizio requiere a Lima a Quesada.
-El 25-6 es recibido por Popolizio quien le aseguró que se respetaría el debido proceso.
-El 28 de junio se da fin a misión en Israel mediante resolución suprema.
-El 2 de julio, proceso disciplinario con recomendación de viceministro Hugo de Zela para ser destituido.
-El 28-12-2018 vía resolución ministerial canciller Popolizio no acepta apelación y destituye a Quesada.
 
Preguntas directas
 
¿Por qué se aplicó en el caso de Prado, siendo más grave con escándalo en la televisión de Nueva Zelanda, un modo tan diferente y amable?
 
¿No hay entre el 17-6-2018 y el 28-12-2018 apenas algo más de seis meses? Es decir la direccionalidad para sanción destitutoria que aplicó el entonces canciller Néstor Popolizio a Fortunato Quesada queda evidenciada sin posibilidad de la más mínima duda.
 
¿Se imparte “justicia” con ojos selectivos y a unos se aplica paliza sin chance a respuesta y a otro, le respetan el debido proceso sin atropellarlo a la mala?
 
¿No es parte, la sanción que castiga la renuencia de convertirse en topo informante que pidiera –según ha dicho muchas veces y nunca ha sido desmentido- el mismo embajador Quesada aludiendo al diplomático Ricardo Luna?
 
Aquí se demuestra fehacientemente la parcialidad, la desproporcionalidad, la direccionalidad y, sobre todo, el tratamiento asimétrico que hubo con Quesada, violando el debido proceso.
 
No se oye padre
 
La Cancillería no, ni hoy ni antes ni nunca, puede actuar como un elemento aislado del país. Forma parte del cuerpo burocrático del Estado peruano, por tanto, tiene la obligación ineludible de rendir cuentas de los recursos que se le otorgan para que cumpla las tareas específicas en beneficio de la política exterior del Perú.
 
Funcionarios que usan mal el cargo merecen el escrutinio pormenorizado en las instituciones. La protección a las vacas sagradas debiera formar parte del museo del horror porque no pocas injusticias, postergaciones y malas decisiones tuvieron su génesis en estas coyunturas mediocres.
 
Alguien dentro de Torre Tagle debería tomar nota en torno al ridículo internacional que estos desmanes producen en el mundo diplomático. Estoy seguro que entenderán que esas opiniones sí tienen peso y mucha influencia.
 
Constituye un misterio la actitud del profesor de Derecho y actual canciller César Landa quien sabe perfectamente los atropellos a la ley que se han cometido y no actúa en lo que debiera ser una magnífica ocasión para acercar al Ministerio de Relaciones Exteriores, no sólo al Perú sino a su propia gente, administrativa y diplomática, que sabe muy bien que no he dicho nada falso.
 
Archivo-adjunto: