¡No está solo profesor Pedro Castillo!

Jue, 07/15/2021 - 16:35 -- alerta
José Cabada Delgado
 
por José Cabada Delgado; jcabada130@gmail.com
 
16-7-2021
 
 
El más difícil reto del profesor Pedro Castillo, qué duda cabe, lo constituirá ser el nuevo presidente del Perú.
 
¡No está solo profesor Castillo! ¡Yo creo en ti, educador de muchos jóvenes y esperanza de un Perú que debe comenzar una nueva era sin borrones ni perdones!
 
Otros con muchos títulos, de profesiones diversas, poco, muy poco o nada, lograron hacer por nuestro Perú.
 
Que los traidores a la Patria se vayan a la cárcel y que devuelvan todo lo robado y que se investigue a dinastías enteras que han logrado su riqueza explotando los recursos del Perú. De tatarabuelos, abuelos, nietos, hijos y entenados, todos deben ser investigados porque son cómplices funcionales de las atávicas y antiquísimas desgracias del país. Y que se incluya también a los embajadores, cónsules y diplomáticos cuya gestión es deficiente.
 
Somos, los ciudadanos simples, del Perú eterno donde los Apus tienen predicamento y la Tierra sigue siendo sustento rico y cotidiano, la pachamama ancestral. Somos los soldados anónimos que trabajamos honradamente y no como esos ex militares que pretendieron anular las elecciones para favorecer a Keiko Fujimori.
 
¿Qué clase de Fuerza Armada tenemos? ¿Una que no puede solucionar el tema del VRAEN? ¿Aquella que nos dio el triste espectáculo cuando sus generalotes firmaban la repugnante Acta de Sujeción hacia Vladimiro Montesinos, un tipejo no sólo traidor sino delincuente que opera aún desde una instalación castrense?
 
Meses atrás se descubrieron 27 campos de aterrizaje clandestinos en la Selva y ¿es tan rentable el negocio del narcotráfico que tiene compradas todas las voluntades que debían reprimir ese comercio criminal?
 
Recuerde profesor y en pocos días más presidente Castillo, el Memorándum de Entendimiento Aéreo que mal firmó la DGAC con Chile durante el gobierno entreguista de Alan García Pérez, el 2011. ¿Cuántos miles de millones de US$ dólares ha dejado de percibir el Perú?
 
No está sólo profesor Castillo. ¡Hay que incendiar la pradera! Y eso significa pulverizar las malas raíces y hacer crecer las jóvenes, limpias, capaces de fructificar en un magnífico Perú libre, justo y culto, capaz de ser madre y no madrastra de sus hijos de todas las sangres.
 
Recordemos a César Vallejo en su profundo poema Los nueve monstruos cuando culmina con la profética admonición:
 
“Hay, hermanos, muchísimo que hacer”.